sábado, octubre 06, 2007

"Soy una montaña rusa que sube, que baja, que ríe, que calla, confusa..."


Hay ciertas cosas que nadie puede hacerlas por nosotr@s. Es algo obvio, pero de lo que no somos siempre conscientes.

Yo suelo darme cuenta cuando estoy liada con cosas de médic@s. Me da taaaaaanto miedo que siempre deseo que otra persona lo haga por mi. Afortunadamente es imposible y no hay más remedio que enfrentarse a los propios fantasmas.


Ahora que me rodeo de forma habitual con artistas y creador@s, me doy cuenta de la necesidad que tengo de hacer, de pasar del soñar al materializar, de apostar, pero esta vez por mi misma.

Ayer era partícipe de la felicidad y la ilusión de una amiga. Ver como le brillaban los ojos, los nervios del momento, de hacia donde se dirige su vida. Ver su fuerza, sus ganas, su energía...

Yo dudo de mi, de mis capacidades, de mi fuerza, de mi al completo, de arriba a abajo y de lado a lado. Y sé que no soy ni tan sosa como pienso, ni tan maravillosa como me gustaría.

Soy como soy y es eso precisamente lo que tengo que aceptar, y que oye! no está tan mal (y más viendo el panorama juasjuas) . Pero tengo que llegar a ese punto de quererme, con mis defectos y mis virtudes, con mis carencias y mis meteduritas de pata. Y no puedo esperar que sena l@s demás l@s que me levanten la autoestima. Soy yo! y nadie puede hacerlo por mi. Lo que tengo es que aprender cómo se hace eso.
He de enfrentarme a mis propios fantasmas y a mis inseguridades. He de darme cuenta de que puedo, de que no necesito que nadie haga las cosas por mi ( y sí conmigo), que no soy menos que nadie, que yo también puedo.

Aysssss...este post quedó de autoterapia, como tantos otros, a ver si espabilo y paso a la acción. No más palabras, ya basta de teorizar, ya es suficiente, ahora a pasar a la acción.


Togüandaaaa!!!!!!

2 Comments:

Blogger Milagros Sánchez said...

Ya tienes una buena base de partida, es decir, sabes lo que quieres y cómo debes conseguirlo. Sobran las palabras (como bien dices) porque lo importante son los hechos, así que venga Laurita, ya vale de mirarse al espejo o de rayarse el coco, ¡hay que ponerlo en práctica YAAAA!
La imagen que has colgado lo dice todo, buenísima!!
Un besote y ánimoooo A TRIUNFAR!!!

3:57 p. m.  
Blogger FLAVIA COMPANY said...

Oye, muy buena la del gato que mirándose al espejo se ve león. Me ha encantado.
Pero también puede ocurrir al revés. Y de ninguna de las dos maneras se está del todo bien... Hay que ir compaginando la imagen con la realidad... Y la realidad con la imagen, eso también!

9:13 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home